Santiago

Luces de ciudad

que evitan admitir que el día ha acabado,

millones de almas que se niegan a buscar descanso,

capa grisácea

que aleja las estrellas del firmamento,

faroles que intentan ser

su reemplazo para los soñadores que las anhelan.

Santiago,

la perdición de esos soñadores,

ciudad eternamente despierta,

que en ocasiones regala un bello horizonte

pero que la mayor parte del tiempo

te consume,

y te aleja,

te recuerda que a pesar de que es Chile,

no se le parece en absoluto.

Poemas

Goran Y. Lausic King View All →

Profesor de Historia y Ciencias Sociales, egresado el 2008, Magister en Historia. Con un gusto y una formación literaria que se remonta a 1998, año en que desarrollé mi primera novela no publicada, y que no publicaré jamás (no está en condiciones).
Mi primera novel publicada fue A diez pasos a la oscuridad, publicada en Amazon, y me encuentro en etapa de diseño de portada para Página en blanco, mi segunda novela. Mientras escribo historia, novelas y demases, divulgo mi trabajo corto (cuentos y poemas, principalmente), por medio de este espacio en la web.

2 Comentarios Deja un comentario

  1. Este poema amerita que comente su genesis, pues creo que es más poética incluso que los versos mismos. Estaba yo esta noche volviendo después de una jornada en Viña, lugar donde el cielo a mi partida tenía un bello tono azul oscuro, que no daba paso a una oscuridad absoluta, sino que parecía la más perfecta fusión del día y la noche: las nubes se dibujaban con blanca claridad, y las estrellas se vislumbraban haciendo contraste con el azul del cielo. Pero a medida que nos alejabamos de la ciudad jardín, el azul perfecto dio paso a una absoluta oscuridad, propia de la noche nublada, donde tan solo la luz de la luna y de los ocasionales automoviles que se cruzaban a nuestro paso iluminaban el panorama. Allí estaba yo, sumergido en la oscuridad de la carretera cuando un nuevo fulgor iluminó en el horizonte, eran luces de ciudad que intentaban simular seguir siendo día, y que en cierto modo, reflejaban el espiritu de una ciudad a la que poco a poco estoy comenzando a conocer.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: